Empieza a realizar el mantenimiento de la bici

En esta época del año salir con la bicicleta resulta más agradable. Sin embargo, es necesario cuidar el mantenimiento de la bici para que nos de un óptimo resultado.

Para hacer un uso continuado de la bicicleta es necesario realizar unos cuidados básicos para tenerla siempre a punto y en perfecto estado.

Con el paso del tiempo es posible que la bicicleta no funcione de manera tan fina como cuando la compramos.

Para que nuestro equipo funcione debemos evitar la corrosión entre uniones con tornillos y sobre todo proteger del óxido. Estos dos, óxido y corrosión son los grandes enemigos del buen funcionamiento.

Para evitar esto, contamos con un potente aliado WD-40® Producto Multi-Uso. Empieza con el tornillo de seguridad de la rueda de atrás, comprueba que está bien apretado y no presenta mal estado.

Continúa con los dos tornillos de las roldanas, los que aprietan los cables de freno tanto delantero como trasero y lubrícalos bien para eliminar chirridos.

Los chirridos, además de molestos, nos indican que es necesario echar aceite y lubricar el sistema.

Recuerda limpiar y secar primero para después colocar los tornillos correctamente. Haz comprobaciones para asegurar que los cables de los frenos están bien protegidos.

 

mantenimiento de la bici

 

Mantenimiento de la caja de cambios

Otra parte del mecanismo de la bicicleta que necesita un especial mantenimiento es la caja de cambios en donde encontramos todo el mecanismo que hace que se muevan las cadenas.

En este caso es posible que se ensucie con más facilidad que el resto dado que se encuentra más cerca del suelo. Mantener la caja de cambios limpia y engrasada es primordial para un correcto funcionamiento.

Los tornillos de los pedales tienen tendencia a oxidarse, repasarlos de vez en cuando es recomendable. Los manillares también son un elemento importante.

Es posible que tengas dudas al leer las recomendaciones de apretar bien los tornillos. Pero, ¿cuál es el punto en el que un tornillo está bien apretado?

 

Apretar tornillos a ojo no es la mejor opción en el mantenimiento de la bici

Si un tornillo se deja medio suelto podemos encontrarnos con accidentes y si, por el contrario, se aprieta de más se puede doblar la estructura de la bicicleta y deformarla.

Siempre debemos aplicar el par de fuerza que el fabricante nos recomienda. Utiliza la llave dinamométrica y solo tendremos que preocuparnos de disfrutar encima de nuestra bicicleta y no de la seguridad.

Finalmente, utilizar productos como WD-40 permitirá ahorrar tiempo y dinero. Con un solo producto puedes asegurar el correcto mantenimiento de la bici.

Es una labor sencilla de realizar y nos aseguramos mantener la cadena, los piñones o el plato engrasados y en buen estado de funcionamiento.

¡Además recuerda que con WD-40 puedes también abrillantar los cromados y el cuadro de la bicicleta, dejándolo reluciente!

 

Si te has quedado con ganas de más, te recomendamos:

www.ciclismoafondo.es/mecanica/reparacion-y-mantenimiento/articulo/10-tornillos-cambio

www.wd40.es/wd-40-mantenimiento-de-una-bicicleta

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>